La leyenda Tony Iommi

iommi

Frank Anthony Melby Iommi

Tony Iommi nació el 19 de febrero de 1948 en Aston, Birmingham, Reino Unido), siendo guitarrista de Black Sabbath y también la banda conocida como Heaven and Hell (Black Sabbath con el vocalista Ronnie James Dio a partir de la reunión de 2007).

Es considerado unos de los guitarristas más importantes influyentes en la historia del Hard rock, y el padre de muchos de los riffs utilizados en el Rock, Hard rock y el Heavy metal. Tony aparece en el puesto número uno de los mejores guitarristas de la historia, en la revista Guitar World.2 Su carrera ha sido caracterizada por el uso de su guitarra Gibson SG negra desde sus inicios como músico. Tras un accidente laboral que le costó parte de varios de sus dedos de la mano derecha, para poder seguir tocando la guitarra adaptó unas prótesis de goma en sus dedos y la bajó la afinación de su instrumento, con el fin de que las cuerdas quedaran menos tensionadas y, por consiguiente, menos duras al tocar. Como resultado, su afinación en C #  dio la tonalidad característica del heavy metal, razón por la cual se le atribuye ser el creador de ese género musical. Por eso se le conoce como el “Padre del Heavy Metal”.

Carrera

Iommi comenzó con la guitarra inspirado en los grupos que le gustaban de adolescente, Hank Marvin & The Shadows. En 1967, Iommi había tocado con algunos grupos de blues, y formó un grupo llamado Earth Iommi con tres conocidos de sus días escolares: el bajista Terry “Geezer” Butler, el baterista Bill Ward, y el cantante John “Ozzy” Osbourne.

La carrera de Tony como guitarrista estuvo a punto de terminar prematuramente cuando sufrió un accidente horrible en una fábrica de metal en planchas. Una de las máquinas le rebanó la punta de los dedos de su mano derecha. Deprimido se convenció de que sus días como guitarrista habían terminado. Fue entonces cuando un amigo le habló del guitarrista Django Reinhardt, que perdió la movilidad de dos dedos en un incendio en el campamento gitano donde vivía, pero que aún así siguió tocando. Esto inspiró a Iommi para seguir con la guitarra, viéndose en su situación se fabricó el mismo al saber de metalurgia, una extensión metálica moldeada a su dedo y continuó, ya después unas pequeñas prótesis de goma para sustituir las puntas de sus dedos.

Poco después de esto, Iommi recibió un tentador ofrecimiento: unirse a la banda Jethro Tull en 1968, que él aceptó renuentemente. Fue el guitarrista que sustituyó a Mick Abrahams, tras abandonar este último la banda en dicho año. Permaneció sólo diez días con la banda y actuó sólo una vez con éstos, (para la grabación del espectáculo Rolling Stones’ Rock and Roll Circus, en el que se le puede ver en la edición en vídeo del mismo), Iommi dejó a Jethro Tull para volver con sus compañeros en Earth.

Tony Iommi y Ozzy Osbourne en 1973.

Con otra banda tocando en Inglaterra con el nombre Earth, Iommi y su banda fueron obligados a cambiar su nombre, tomando así el nombre Black Sabbath del título americano de la clásica película de horror italiana “I Tre Volti Della Paura.”

Con el cambio de nombre, cambio la dirección musical. La banda exploraría los asuntos líricos oscuros, con música más fuerte. Sabbath creó las bases para el heavy metal con descargas clásicas increíblemente influyentes y sin precedentes, como su debut de 1969 titulado Black Sabbath, Paranoid en 1970 y Master of Reality en 1971, Vol. 4 en 1972, y en 1973 Sabbath Bloody Sabbath, llegando a la cima del mundo las bandas de Heavy Rock. La guitarra de Iommi dio las bases del metal con temas como “Black Sabbath,” “N.I.B.,” “Paranoid,” “Iron Man,” “War Pigs,” “Into the Void,” y “Children of the Grave,” convirtiéndose así en uno de los guitarristas y creadores de riffs más reconocidos en la historia del rock.

Pero a finales de los años setenta, el constante consumo de drogas empezó a fracturar la banda, llevando así a la salida de Osbourne en 1979. Después de mantener vivo el nombre Black Sabbath, con varios inspirados lanzamientos sin Osbourne, incluyendo los álbumes con Ronnie James Dio como vocalista – “Heaven & Hell” de 1980 y “The Mob Rules” de 1981 – que restablecieron el éxito comercial de la banda, Iommi cambió el enfoque de esta a Europa y grabó varios álbumes con Tony Martin, incluyendo “Headless Cross”, y emprendió giras a Rusia y Europa Oriental.

La formación original de Sabbath se reunió para giras muy exitosas a finales de los 90, creando nuevos fans, demasiado jóvenes para haber conocido la banda en su auge en los 70s. Un Premio Grammy hizo que siguiera la gira de reunión cuando la canción “Iron Man” ganó en la categoría de Mejor Actuación de Metal en 1999.

Ronnie James Dio y Tony Iommi durante un concierto de Heaven and Hell, En Santiago de Chile, 2009.

Algunos discos de Sabbath pueden ser considerados con Tony Iommi como “solista” (Seventh Star fue considerado como un álbum de Sabbath en su momento por Warner Bros por motivos comerciales, bajo el nombre “Black Sabbath featuring Tony Iommi.) Pero su primer disco real como solista fue en el 2000 (“Iommi”). El disco de 10 canciones fue bien recibido por la prensa y el público.

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s